Más del 50% del territorio europeo está utilizando tuberías de polietileno en sus instalaciones, y va en aumento

  • Inicio
  • Noticias
  • Más del 50% del territorio europeo está utilizando tuberías de polietileno en sus instalaciones, y va en aumento
canonades de polietilè

Más del 50% del territorio europeo está utilizando tuberías de polietileno en sus instalaciones, y va en aumento

El avance en la investigación del polietileno ha hecho que otros materiales muy utilizados hasta ahora, como el cobre, estén quedando obsoletos. Más de la mitad del continente europeo utiliza tuberías de polietileno para sus instalaciones.

Durante los últimos años, los bajos costes económicos y la simplicidad en la implantación del polietileno (PE) no ha pasado por alto, y por este motivo, se ha ido imponiendo por encima del resto de materiales más tradicionales.

Asimismo, la gran validez de este material ha hecho que cuente con una larga lista de aplicaciones: distribución y conducción de agua tanto fría como caliente, conducción de gas, circuitos de refrigeración, calefacción, distribución y conducción de productos químicos, protección de fibra óptica, telecomunicaciones, emisarios submarinos, etc.

El polietileno está siendo esencial en el sector de la construcción gracias a sus múltiples ventajas, tanto técnicos como económicos. En cuanto a las ventajas técnicas, los ingenieros, arquitectos y jefes de obra han convertido el PE en su material más recurrente. Una de las cosas que más valoran de este tipo de tubería es su flexibilidad, fácil maniobra, menor rugosidad interna y durabilidad, entre otros. Estas características les permite implantar tubos de polietileno en los terrenos más inestables y con más irregularidades. La tubería de polietileno es capaz de resistir golpes, bajas temperaturas, contacto con agentes químicos, corrosión, etc. Y todo ello sin la necesidad de ser enterrada con protección.

La simplicidad de su instalación y el escaso mantenimiento son también dos ventajas muy reconocidas por los profesionales del sector. En el caso de posibles modificaciones, la gran accesibilidad a la compra de accesorios les permitirá hacer las variaciones pertinentes en todo momento, aunque rara vez se da el caso.

En relación a los aspectos económicos, gracias al bajo peso y flexibilidad de la tubería, tal como hemos mencionado anteriormente, permite economizar tanto el transporte como la mano de obra.
Por último, también hay que destacar el compromiso del PE con el medio ambiente. Aparte de no ser tóxicos, los tubos de polietileno son aptos al reciclaje. A través de un proceso de selección, limpieza y granulación se pueden transformar en otras materias primas y obtener otros usos. En muchos casos esta característica es determinante debido a la importancia del medio ambiente en la actualidad.
Por todas estas razones, el polietileno, ya ampliamente utilizado como material para la construcción de acueductos y gasoductos, en estos últimos años se está difundiendo como material para redes de desagües civiles e industriales. De modo que no nos equivocamos si decimos que las tuberías de polietileno son las tuberías del futuro.