Cómo tratar al polietileno de alta densidad

  • Inicio
  • Blog
  • Cómo tratar al polietileno de alta densidad
polietileno de alta densidad

Cómo tratar al polietileno de alta densidad

Ante la situación medioambiental actual en que nos encontramos, ha surgido la necesidad de aportar soluciones para solventar el problema de los restos plásticos. A partir de este asunto se ha investigado hasta hallar diversas técnicas para no convertir los desechos de polietileno en un problema de peso.

Centrándonos en el polietileno de alta densidad (HDPE), se trata del plástico que más se usa alrededor del mundo gracias a sus numerosas ventajas. Hace falta destacar su ligereza, resistencia, anti corrosión, tiene un precio bajo y puede fabricarse a medida. Todo esto hace que tenga una larga vida útil y que posea mucha cualidad. Pero el problema radica cuando hay que desecharlo.

¿Cómo hay que tratar al polietileno de alta densidad?

Para solventar este problema se han establecido algunas técnicas para tratar este plástico:

Reducir: utilizando la cantidad necesaria de material para luego tener que desechar el mínimo posible.

Reutilizar: aprovechar al máximo la vida útil de los productos a través de un sistema de retorno. Así no hará falta destruirlos ni reciclarlos.

Reciclar: esta opción tiene que ser la tercera, no la primera. Cuando un objeto de este material ya no puede ser usado para su objetivo principal hay que separarlo del resto para que lo procesen y se transforme en otro producto nuevo con otro uso.

Recuperar: esta técnica consiste en utilizar métodos químicos para conseguir a partir de restos plásticos otras materias primas o energía.

Basura: cuando el objeto ya no pueda reciclarse ni ningún uso justificado y útil esta es la última opción.

Si profundizamos un poco en la opción de reciclaje de polietileno de alta densisad, a partir de un estudio de Ecobalance (Análisis del Ciclo de Vida de un Producto) se han determinado unos tipos de reciclaje. Hasta el momento, se han definido los siguientes: proceso físico, químico, térmico y mecánico. Se tendrá que detectar en cada caso qué proceso de reciclaje es el más oportuno, según el tipo de plástico.

¿Cómo reciclamos el polietileno de alta densidad?

Para el reciclaje de polietileno de alta densidad las mejores opciones son el reciclaje térmico y mecánico.

Reciclaje térmico: consiste en la combustión del plástico, transformando los desechos en gases, cenizas y escorias. Esto con el objeto de obtener energía, ya que los plásticos son compuestos con un alto poder calorífico. Para realizar este proceso es muy importante hacer un control muy riguroso de la emisión de los gases, para que no se convierta en algo perjudicial para la atmósfera.

Reciclaje mecánico: consiste en la recepción y almacenaje de los materiales, selección del plástico o identificación, y por último triturado de modo que el producto quede en forma de granza. Es recomendable lavar el material antes de la selección del plástico con el objetivo de eliminar impurezas que puedan afectar negativamente a las propiedades del polietileno de alta densidad reciclado. Este tipo de reciclaje se recomienda cuando el PE de alta densidad se encuentra relativamente libre de contaminantes.

¿Por qué es importante reciclar el polietileno de alta densidad?

Hay que tratar de concienciar a todos los usuarios consumidores del polietileno de alta densidad del impacto ambiental que puede causar su uso irresponsable y para las industrias que producen este material, su buen uso hará que se conviertan en empresas mucho más productivas, eficientes y sin generar restos innecesarios.